La vista cansada o presbicia se considera una parte del proceso natural del envejecimiento del cuerpo humano. El cristalino, que es la lente natural del ojo, cambia de forma para poder enfocar los objetos más cercanos y los más lejanos. Con el paso del tiempo, el cristalino pierde elasticidad. Esto supone que le cueste más enfocar a corta distancia.

Existen varios síntomas de la vista cansada que se pueden notar sin la necesidad de un examen visual, pero es conveniente ante los primeros síntomas, acudir a un profesional del cuidado de la visión. Nuestros ópticos harán una evaluación del grado de presbicia de cada paciente y el estado general del ojo, y te aconsejarán si es necesario visitar a cualquier otro especialista.

Estas son las claves para identificar si necesitamos visitar al óptico:

  • Edad: A partir de los 40-45 años, y hasta que se estabilice más allá de los 60-65 años, el cristalino de los ojos pierde elasticidad lo que dificulta el enfoque de objetos cercanos.
  • Necesidad de alejarse de la fuente de lectura: Uno de los primeros síntomas es la dificultad para leer en objetivos cotidianos como el teléfono móvil. Si la lectura mejora al alejar el objeto, podemos identificar las primeras fases de la presbicia.
  • Dificultad para leer en ambientes poco iluminados: Si en habitaciones con luz tenue o al anochecer, se tienen dificultades para la lectura de textos, no necesariamente de pequeño tamaño, podemos estar ante un posible síntoma de la presbicia.
  • Cansancio visual o astenopía de manera repetida: Los síntomas más comunes de fatiga visual son molestias en los ojos como el picor, sensación de arenilla, enrojecimiento, dificultades para enfocar y también molestias en el cuello o espalda. Y esta astenopía se presenta de manera repetitiva en el tiempo y no de forma puntual.
  • Cefaleas frontales al final de la jornada: Si al final de un día rutinario, aparecen dolores de cabeza en la parte delantera no demasiado fuertes, pueden deberse a un trastorno visual. En la mayoría de los casos, este tipo de dolencias en adultos se debe a la aparición de la vista cansada.

Si sientes o tienes dudas sobre alguno de los síntomas de la vista cansada que hemos enumerado, ponte en contacto con nosotros y estudiaremos tu caso. En Instituto Superior Ocular contamos con las mejores ópticas y una red de profesionales que te acompañarán en todo el proceso.